Cosas que nadie te dice antes de tener tu primera vez


Cosas que nadie te dice antes de tener tu primera vez

Hace muchos años atrás, las mujeres solían entregarse a un hombre en matrimonio sin conocerlo porque alguien más lo decidía por ellas. Afortunadamente, gracias a todas nuestras ancestros feministas ya no se escuchan casos así (o al menos no, con la misma frecuencia y de la misma cantidad que sucedía antes)


Lamentablemente, desde pequeñas tenemos ideas inexactas de lo que en realidad significa ‘tener tu primera vez’ pues lo que podemos aprender en la escuela es muchas ineficiente a falta de un plan verdadero de educación sexual. Y lo que escuchamos de amigas o familiares muchas veces no coincide con lo que nos han enseñado y todo termina por confundirnos terriblemente. ¡No te preocupes! Sabemos lo que es eso, y en casi creativos, queremos ayudarte a tener un poco de información más realista, redactada principalmente por nuestras seguidoras y algunas integrantes del equipo.


  1. La virginidad NO EXISTE. Empecemos por erradicar esa frase de nuestro vocabulario. Si tendrás relaciones sexuales por primera vez; llámalo así, la primera vez que tuviste relaciones sexuales o cuando te volviste sexualmente activx. Ten en cuenta también que, haber tenido tu primera vez, no te hace más o menos valiosx.
  2. No vas “muy atrasadx” o “muy adelantadx”. No hay una edad mínima o máxima para iniciar con tu vida sexual activa. Por favor, no te dejes presionar por nada o por nadie. Es normal que a tu alrededor comiences a ver a personas que ya tuvieron su primera vez, o a muchas otrxs que todavía no, y ambas son completamente normales. Cada persona decide como vivir su propia sexualidad, a qué edad y con quién. No importa si tienes 25 años (o más) y aún no has tenido tu primera vez, está bien avanzar a tus propios tiempos.
  3. No dejes que te presionen. Si aún no tienes experiencia sobre relaciones o incluso debido a una falta de educación sexual en tu familia o escuela, es muy probable que te encuentres con situaciones de violencia, como por ejemplo, que tu pareja te esté presionando para tener tu primera vez. Puede decirte frases como “si no lo haces, no me amas” o el clásico “es la prueba de amor que necesito”, pero sin importar cualquier cosa que te digan; NO HAGAS CASO. Sigue tu intuición, y si hay une pequeña voz diciéndote que no lo hagas o sientes ese “miedo” de que algo puede salir mal; HAZLE CASO Y NO LO HAGAS.
  4. Es normal estar nerviosx. Sin embargo, si no estás lo suficiente excitadx y hay penetración vaginal, puede doler, porque los músculos están contraídos y no hay suficiente lubricación. No se supone que tu primera vez duela mucho (a niveles donde es más grande el dolor que el placer). Si crees que no estás lo suficientemente excitadx, puedes usar algún lubricante para mejorar tu experiencia.
  5. Está bien si después de que pase, te sientes una persona diferente, así como también está bien si después de hacerlo, no te sientes diferente. Lo único que debes saber es que tener relaciones sexuales CONSENTIDAS es algo NORMAL y pasará algún día en tu vida.
  6. Puede ser que la persona con quien tengas tus primeras experiencias sexuales NO termine siendo el amor de tu vida o la persona con quien te casarás, y está bien; tienes un mundo por delante, personas por conocer y experiencias por vivir.
  7. Lo más probable es que no tengas un orgasmo la primera vez. Quizá pienses que lo tuviste, pero si 10 años después, cuando realmente experimentes un orgasmo REAL lo vuelves a pensar, NO TE SIENTAS MAL. Es normal no tener experiencia en tu primera vez, lo importante es continuar descubriéndote, descubriendo que te gusta y que no te gusta.
  8. El sexo no es como el porno. La cultura pop en general, nos ha hecho creer que el sexo por primera vez es un acto serio e intensamente placentero, donde hay gritos, arañazos en la espalda, luz de color rojo y muchos clichés más. Pero esto no siempre suele ser así (de hecho, muy pocas veces es así). Si estás con una pareja con quien tengas mucha confianza, tu primera vez podría ser divertida e incluso tonta.
  9. Nuevamente, el sexo no es el porno. Puedes decirle a tu primera pareja sexual que te gusta y qué no te gusta; no tienes que complacerle por pensar que es tu primera vez y todo debe ser normal. Habla de tus gustos abiertamente y si algo te incomoda o te provoca mucho dolor; páralo de inmediato.
  10. ¡Disfruta! Esta es la regla más importante y que no se suele hablar con mucha frecuencia. Tu primera vez, más allá de ser todo un ritual mágico o una experiencia tipo película apasionada de Hollywood, debe ser placentera PARA TI. Si no lo estás disfrutando, puedes arrepentirte en cualquier momento, no tienes NINGÚN COMPROMISO de seguir si no te está gustando y mucho menos le debes sexo a nadie, sin importar lo que ha hecho por ti o lo bien que te trate.

Psicólogo, Terapia Online, Terapia Psicológica Online, Depresión, Ansiedad Psicología, Terapia Ansiedad, Psicólogos en México, Psicólogos CDMX, Psicólogos Perú, Psicólogos Colombia, Mejor psicólogo en México, Tratamiento Depresión, Terapia Depresión, Depresión psicología, Problemas de depresión, Síntomas depresión, Tratamiento para la depresión, Salud Mental, Psicología, Blog psicología


Si aún después de leer esta entrada siguen quedándote bastantes dudas, por favor, acude con un profesional. Si estás estudiando, en tu escuela debería existir algún profesional a quien puedas preguntarle, pero si ese no es el caso, por favor, envíanos mensaje para poder recomendarte cuentas de redes sociales que creamos que puedan ayudarte u orientarte de forma gratuita, pero NUNCA TE QUEDES CON DUDAS. Tu vida sexual importa.